BUITRE NEGRO

Publicado el 08/04/2020

buitre negro

REALICE LA RESERVA PARA ESTA ACTIVIDAD

 

BUITRE NEGRO

 

Aegypius monachus

 

Clasificación

 

Orden Accipitriformes; familia Accipitridae

 

Longitud

 

100-115 cm

 

 

Envergadura

 

265-290 cm

 

 

Identificación

 

Se trata de la rapaz más grande de Europa y una de las aves más voluminosas de cuantas existen en el planeta. El adulto es de color pardo muy oscuro y luce una gola de plumas en torno al cuello, presenta la cabeza cubierta de un corto plumón marrón- grisáceo y la base del enorme y robusto pico (llamada cera) de color azulado . El joven del año resulta mucho más oscuro y homogéneo que el adulto, ya que luce una librea muy oscura —parece negra a cierta distancia— y tiene la cabeza casi totalmente cubierta por un plumón negruzco; la base del pico, en su caso, es de tonalidad rosada. En vuelo es inmenso, con unas alas largas, anchas y de bordes rectos que, a diferencia del buitre leonado, mantiene planas o ligeramente apuntadas hacia abajo cuando remonta o se desplaza. La cola es corta — aunque algo mayor que la del buitre leonado— y en forma de cuña.

 

En el mundo

 

 

La especie se distribuye, aunque de manera bastante fragmentada, por el sur de Eurasia, desde la Península y Baleares hasta el norte de la India, China, Mongolia y sur de Siberia. En invierno, las poblaciones orientales migran a Sudán, oriente de Pakistán y noreste de Corea.

 

 

 En España

 

En la actualidad, se encuentra muy ligado a las grandes extensiones forestales mediterráneas, generalmente situadas en regiones remotas, escasamente accesibles y poco habitadas del cuadrante suroccidental de la Península (Extremadura, Castilla y León, Castilla-La Mancha, Madrid y Andalucía), así como en Baleares, donde ocupa la isla de Mallorca. No obstante, en épocas relativamente recientes, este necrófago se extendía por diferentes localidades del Sistema Ibérico, las serranías béticas, los páramos burgaleses o las sierras del Prepirineo.

 

 
 

Desplazamientos

 

Se trata de una especie absolutamente sedentaria, tanto en la Península como en Baleares (no así en otras regiones de su distribución mundial), ya que los adultos no abandonan en ningún momento las inmediaciones del territorio de nidificación. El caso de los ejemplares inmaduros es diferente, pues al dispersarse llegan a zonas bastante alejadas de las colonias donde nacieron, como las marismas del 3 Guadalquivir, las sierras prepirenaicas, las llanuras cerealistas de ambas Mesetas o algunas localidades de Levante y la cornisa cantábrica.

 

 

Población

 

La población europea se ha estimado en un máximo de 1.700 parejas, de las cuales al menos unas 1.300 son españolas. La evolución del contingente español es esperanzadora. Desde que se realizó el primer censo nacional de la especie en 1973, que registró 190 parejas en 15 núcleos, hasta el presente, en que se sobrepasan las 33 colonias conocidas, el buitre negro ha experimentado un aumento espectacular —aun teniendo en cuenta las carencias de los primeros censos—, pues ha multiplicado por siete el número de parejas reproductoras. Las principales colonias de cría se encuentran en el Parque Nacional de Cabañeros y, sobre todo, en el Parque Nacional de Monfragüe, donde se concentra la mayor agrupación de parejas conocida en todo el mundo.

 

Hábitat

 

A la hora de reproducirse, el buitre negro es un ave muy forestal sin preferencia por una u otra especie arbórea, si bien en nuestro territorio ocupa, principalmente, bosques mediterráneos de alcornoques, encinas y pinos, así como pinares montanos; asimismo, se conocen nidos en robles melojos, alisos e, incluso, enebros. En Mallorca se instala en pinos que crecen al borde de cantiles marinos inaccesibles. Excepcionalmente, se han encontrado nidos de este buitre en cortados rocosos y aun en el suelo. Su hábitat de alimentación no coincide exactamente con el de reproducción y, aunque frecuentemente sobrevuela laderas de matorral y arbolado más o menos disperso, no es raro que recorra un buen número de kilómetros hasta alcanzar áreas que, por la experiencia acumulada durante años, sabe ricas en recursos. Así, es usual ver a estas grandes aves —con frecuencia, en compañía de otros carroñeros— patrullando dehesas, pastizales, áreas de matorral ralo y baldíos.

 

 

Alimentación

 

El buitre negro es menos gregario que su pariente el leonado y, además, suele prospectar el terreno meticulosamente y a una altura inferior. Gracias a esta estrategia puede detectar y aprovechar pequeñas carroñas, incluso en zonas de espesura, y, en consecuencia, fuera del alcance de otras especies propensas a centrarse en cadáveres mayores y en zonas más despejadas. Es así como en la dieta de este gran carroñero se incluyen numerosas especies propias de áreas relativamente cerradas, así como multitud de carroñas de pequeños y medianos animales. De entre ellos adquiere particular relevancia el conejo, que constituye un pilar fundamental de la alimentación de la rapaz cuando muere masivamente por causa de las epidemias que asolan sus poblaciones. No obstante, el buitre negro también frecuenta muladares y basureros, o se alimenta de carroñas de animales domésticos de gran tamaño, como vacas, cabras, ovejas o cerdos, ante los que —dada su fuerza y tamaño— suele imponerse a otros comensales.

BUITRE NEGRO - Autor: CORDOBAVIVA
BUITRE NEGRO - Autor: CORDOBAVIVA